Inicio

Un gol que se grita 25 años después

Deja un comentario

FÚTBOL

El 31 de octubre de 1987, Diego Aguirre marcó el tanto más importante de su carrera: el que le dio a Peñarol su quinta Libertadores

+ Mauro Acerenza @MAcerenza – 31.10.2012

“¿Por qué siempre a nosotros, señor?”, se lamenta un desconocido -al menos, para los uruguayos- relator colombiano tras el gol sufrido por el América de Cali. La hazaña carbonera se consuma en el último minuto del alargue de la tercera final de la Libertadores del año 1987, en el Estadio Nacional de Santiago de Chile. El gol de Diego Aguirre, en esa tarde de sábado, emociona a los relatores uruguayos y sume en la más honda tristeza a sus colegas colombianos.

Hace exactamente 25 años, el 31 de octubre de ese 1987, Peñarol ganaba la quinta Libertadores de su historia. Muchos tuvieron la fortuna de verlo en vivo y en directo. Otros hemos tenido que conformarnos con verlo en alguna de las infinitas repeticiones televisivas -se cumpla el aniversario o no- o a través de canales como Youtube.

Alberto Kesman, emblemático relator uruguayo, contó a El Observador que en la previa, él veía mal a Peñarol. Aseguró que el América era un equipo “carísimo, con jugadores extraordinarios como (Julio César) Falcioni y (Roberto) Cabañas” y mucho más experiente que el joven equipo mirasol.

“A mí me va a buscar un colega, Nicanor Molinare, de la radio Cooperativa de Chile. Fue relator de fútbol en Sarandí cuando se murió (Carlos) Solé. Y me preguntó: ‘¿cómo están los uruguayos?’. Y yo le dije: ‘muy mal’. Yo no pensaba que Peñarol pudiera sobrepasar la experiencia del América, era muy difícil. Y Nicanor me dijo: ‘mira, los uruguayos cuando están muertos, hay que ponerle el oído en el corazón a ver si todavía no respiran. Son muy peligrosos’. Y fue la frase que yo tuve en cuenta al final, porque realmente fue así. Peñarol estaba muerto y revivió en el instante final”, relató.

Por su parte, Fernando Morena contó a El Observador, en el año 2011, cómo vivió ese momento. “En 1982, después del partido cené y me fui a dormir con el deber cumplido. Pero en 1987 sufrimos horrible y grité el gol como loco”, dijo el ídolo aurinegro sobre aquél agónico gol de “La Fiera”. La frase cumple con el viejo axioma futbolero, que dice que se sufre más estando afuera que adentro.

Un gol que, en 2012, se sigue gritando. Casi, casi con la misma locura con la que lo gritó Morena en 1987.

http://www.elobservador.com.uy/noticia/236036/un-gol-que-se-grita-25-anos-despues/

Un día como hoy pero en 1911, Peñarol le ganaba 7 a 3 a Nacional. Convirtiendose así en el clásico de mayor tanteador de la historia.
Compartimos la historia de la arrolladora victoria carbonera:http://www.padreydecano.com/cms/historias-clasicas/la-mayor-goleada-clasica/
Un día como hoy pero en 1911, Peñarol le ganaba 7 a 3 a Nacional. Convirtiendose así en el clásico de mayor tanteador de la historia.<br /><br />
Compartimos la historia de la arrolladora victoria carbonera: http://www.padreydecano.com/cms/historias-clasicas/la-mayor-goleada-clasica/
Se cumplen 25 años de la coronación de Peñarol como Campeón de la Copa Libertadores en 1987. 25 años de aquel grito de gol que traspasó la Cordillera de los Andes e invadió América.
Se cumplen 25 años de la coronación de Peñarol como Campeón de la Copa Libertadores en 1987. 25 años de aquel grito de gol que traspasó la Cordillera de los Andes e invadió América.

El gol de Aguirre contado por varios

Deja un comentario

El gol de Aguirre contado por varios

31 octubre, 2012

Hasta que llegó el milagro faltando apenas dos segundos para bajar el telón. El cabezazo de Viera, toque adentro de Villar, la filtración por la izquierda de Aguirre dejando en el camino a los marcadores centrales del América, el medo giro y el zurdazo clásico, cruzado, a media altura, buscando el palo más lejano. Toda la vibración, la belleza, el fútbol en su máximo esplendor que habíamos esperado en vano durante 119 minutos estaba ahí. En esa red que se sacudía a espaldas de Falcioni. En la explosión inenarrable del gol. En el maravilloso festejo de la victoria. El Gráfico

América esperaba el pitazo final para festejar. Pero, como dice el sabio refranero popular del fútbol, los partidos se acaban cuando se acaban. Y en la última jugada del partido, Diego Aguirre recibió la pelota junto a la línea del área de las 18 por la parte izquierda, enganchó hacia adentro, hizo una diagonal hacia el arco y mandó un remate de zurda, cruzado, que venció al arquero del América Julio César Falcioni. Fue gol de Peñarol, que ganó 1-0 y se proclamó campeón de la Copa Libertadores por quinta y última vez hasta ahora. Y fue, sin ninguna duda, el drama más grande en la historia del América de Cali. El Tiempo

No puede haber peñarolense que no haya vibrado con aquel segundo mortal y definitivo ante el América de Cali en 1987, cuando la Copa Libertadores parecía que se escabullía de las manos, hasta que apareció La Fiera, y de un zarpazo le hizo una nueva muesca a la gloria. Fue la cúspide para Diego Aguirre con la aurinegra. Observa

En el tablero el reloj indica que quedan diez segundos. “Las voces del público colombiano podían escucharse desde la cancha. Estaban haciendo en voz alta la cuenta regresiva de los segundos que faltaban para festejar el título. Diez, nueve, ocho…”, rememora Diego, que confiesa que aunque era una empresa muy difícil, no quería bajar los brazos y darla por perdida. Cuando el botín izquierdo de “La Fiera” hizo impacto en la pelota y ésta salió como un misil hacia el arco de Falcioni, los corazones se paralizaron por un instante. No quedaba más tiempo, la cuenta regresiva había finalizado, la pelota inflaba la red, la hazaña se había consumado. Diego corrió sin saber bien lo que había sucedido. “Sabía que éramos campeones, que en un segundo la historia se había dado vuelta y el festejo era nuestro. Corrí sin darme cuenta realmente de lo que había hecho. Tiempo después uno comprende la dimensión de ese gol y de esa victoria”. Taringa

Porque todo cambió en menos de un segundo. El tiempo que tardó la pelota en partir del empeine izquierdo de Diego Aguirre y sacudir la red del arco de Falcioni. En ese instante, el reloj electrónico en lo alto del estadio señalaba que se habían jugado sin descuento, 14 minutos y 58 segundos del período final del alargue. Apenas un minuto antes, o menos, los suplentes del América, enfundados en sus buzos de color rojo intenso, pugnaban por meterse en el campo de juego a festejar la Copa que era suya, que no podía tener otro destino que una vitrina de la ciudad de Cali. Los uruguayos refugiados en sus buzos amarillos, todavía se lamentaban de la oportunidad perdida por centímetros, cuando el remate cruzado desde la izquierda por Jorge Milton Villar se fue junto al palo izquierdo de Falcioni, sin que la estirada de Ricardo Viera llegara a desviarlo hacia la red. Esa acción había paralizado todos los corazones ante la inminencia del gol uruguayo. El Gráfico

Son las cosas increíbles o mágicas que tiene el fútbol. Cuando parece que está todo perdido, se gana todo (…) Fue la cosa más linda que me tocó vivir en una cancha de fútbol por lo agónico, por lo emocionante, por lo importante: ¡fue la quinta Copa Libertadores para Peñarol! Aguirre a El Tiempo

“Ese gol forma parte de mi vida. Veintiún años después sigue para mí vigente y es la gente quien no deja que lo olvide jamás, porque la gente siempre lo recuerda. Ese gol lo revivirán mis hijos y mis nietos… sí, definitivamente forma parte de mi vida”. Taringa

La lógica más pura, el razonamiento más objetivo y desapasionado, me indicaban que no podía existir en el mundo un equipo de fútbol que todavía guardara en su alma y en sus músculos, en su corazón y en sus tobillos, en su mente y en sus fibras nerviosas; ese resto de lucidez, fervor, energía, entereza y potencia capaz de producir el milagro en el escazo tiempo que faltaba. El Gráfico

Es algo que se hace por intuición, no te da el tiempo de pensar y menos a los 120 minutos de juego, cuando ya estás agotado, no razonas bien… Lo hacés por instinto. Te sale por las condiciones y el momento y cuando reaccionas, el gol ya fue. Aguirre a El Tiempo

Repaso lo ocurrido, vuelvo a vivirlo y reafirmo el concepto inicial: el fútbol es único. Pero a la sentencia le falta un cierre que la perfeccione y le otorgue justicia: Peñarol también es único. El Gráfico


La Revista El Gráfico lo contó así
Fossati y Aguirre entre los 20 mejores del mundo
Mano a Mano con Diego Aguirre
Los hinchas carboneros arrasaron con las entradas
¡Andá a Qatar!
El gol de Aguirre contado por varios
El 31 de octubre de 1987 Peñarol se consagró Pentacampeón de la Copa Libertadores tras ganarle en la agonía del partido al América de Cali.
El 31 de octubre de 1987 Peñarol se consagró Pentacampeón de la Copa Libertadores tras ganarle en la agonía del partido al América de Cali.

 

Nos toca un bolso alcahuete como arbitro contra Desertor Sporting
Martín Vázquez será el arbitro de #Peñarol vs #DefensorSporting.
‎”Faltan segundos, estamos en los quince, Da Silva que la lleva, levantó para Aguirre. Vamo’ Diego! Devuelven la pelota, viene a buscar Peñarol. Dieron la pelota para Aguirre, Aguirre para el jugador Villar, entregó, tiró bajo, gol! Gooooooooool!! Aguirre! Goooool!!! Aguirre! Gooooooooooooooooooool!!! Aguiiirre! Aguiiirre! Goool de Peñaroool! La pelooota la fue a buscaaar… …Aguiiirre, el matadooor! Se tiró contra el áaarea… seguuuro Peñaroool que tenés más hueeevos! Perdoname oyente de Universal. Allí vino el remate por baaajo y la pelota se incrustóoo… y Aguiiirre decreta el tanto a los quince minutos. Perdonenme! Perdonenme por las palabrotas que puedo decir, pero este cuadro tenía diarrea en la cancha.”

“Mentiría si dijera que los días no pasan lentos”

Deja un comentario

PEÑAROL

Pacheco. El jugador admitió que aún tiene ansiedad

+ Marcelo Decaux @mardecaux – 30.10.2012
  • © D. BATTISTE

    Pacheco regresó a Los Aromos
Está igualito, no tiene un kilo de más. Pasaron más de dos meses y en plena rehabilitación de la doble fractura que sufrió, Antonio Pacheco sonríe por su regreso a Los Aromos.
“Mentiría si dijera que los días no pasan lentos”, tiró de entrada a su llegada.Luego se sumó a una conferencia de prensa para explicar cómo sigue su evolución: “Lo primero que quiero es prepararme bien. Sueño con reencontrarme con la hinchada de Peñarol, como lo había hecho en mi regreso, pero sería apresurado decir si será en el Clausura o en la Copa. Hay que ir día a día”.

Consultado acerca de si tiene claro cuándo retornará al Centenario para ver un encuentro, sostuvo que no lo sabe. “Cuando tenga la seguridad de que si resbalo o caigo no me pase nada. No quiero que se retrase la recuperación. Lo coordinaré con Alfredo (Rienzi)”.

Pacheco dijo que está haciendo “la recuperación en paralelo” en Los Aromos y la piscina. “Estoy evolucionando muy bien de acuerdo con lo que me dijeron los médicos. Por suerte tengo al número 1, que es Alfredo Rienzi”.

El hecho de regresar a Los Aromos  le cambió la rutina. “Han sido momentos complejos, pero es una situación que nos tocó vivir y hay que tomarla como viene. De alguna manera he tratado de mantener la calma, sobre todo en el tema de la ansiedad. Pero el hecho de ya estar aquí, en Los Aromos, es importantísimo, sin duda”, reflexionó.

Tony tiene clara la realidad. “Como me tocó esto, tengo que afrontarlo para recuperarme lo antes posible y bueno, una vez que vaya pasando el tiempo, vamos a sentirnos cada vez mejor. Hay que afrontarlo como tal”, aseguró.

A la hora de explicar si sufre ver a Peñarol por televisión, sostuvo: “No es que se sufra, sino que al no poder ayudar ni en la parte deportiva ni en poder estar, no es fácil, pero tampoco es tan grave. Lo importante es que ya puedo compartir con ellos Los Aromos. Mis compañeros han tenido una maduración impresionante en cuanto a las situaciones, porque no es fácil afrontar momentos tan adversos como los del inicio del campeonato y supieron suplir; nos supieron sacar adelante. Hoy el equipo se encuentra muy bien, aunque falta mucho para que termine el campeonato”.

Habló también del rendimiento de Peñarol. “El equipo se ha encontrado. Ellos han tenido la suerte de no caer en un momento tan duro como el que nos tocó vivir, y, al contrario, se hicieron más fuertes y eso es buenísimo. En lo que respecta al campeonato, se va a definir como todos en las últimas fechas y si tuvieron la fortaleza de continuar, ni qué hablar ahora que han logrado la punta, pese a que no han conseguido nada”.

En tanto, Rienzi explicó que Pacheco tendrá el alta en un mes y en un “mes y medio más” ya podrá entrenar con sus compañeros.

http://www.elobservador.com.uy/noticia/235878/34mentiria-si-dijera-que-los-dias-no-pasan-lentos34/

Antonio ” El Genio ” Pacheco

‎”Que Pacheco esté con nosotros es muy importante en esta etapa en la que estamos. Todos sabemos lo que significa para el plantel. Es una persona con mucha influencia sobre sus compañeros y seguramente, ante estos dos partidos importantes que se nos vienen, puede dar más de un consejo”, sostuvo Da Silva sobre el regreso a Los Aromos del “Tony”.

https://www.facebook.com/manyamivida

"Que Pacheco esté con nosotros es muy importante en esta etapa en la que estamos. Todos sabemos lo que significa para el plantel. Es una persona con mucha influencia sobre sus compañeros y seguramente, ante estos dos partidos importantes que se nos vienen, puede dar más de un consejo", sostuvo Da Silva sobre el regreso a Los Aromos del "Tony".</p>
<p>https://www.facebook.com/manyamivida
orgulloso de ser hincha de PEÑAROL compartió la foto de Somos Carboneros.
Antonio Pacheco: "Sueño con reencontrarme con la hinchada de Peñarol".
Antonio Pacheco: “Sueño con reencontrarme con la hinchada de Peñarol”.
‎”Sueño reencontrarme con la hinchada de Peñarol” – Antonio ” El Genio ” Pacheco Conferencia del regreso tras su lesión

Antonio Pacheco concurrió a la presentación de Carlos Sánchez como Gerente de Peñarol. El futbolista se recupera de una fractura de tibia y peroné con desplazamiento en el primer partido del Torneo Apertura ante Fénix.   …

De:
Así hablo hoy Pacheco sobre la recuperación de la lesión, se estima que en un mes podrá entrenar normalmente, y también hablo del deseo de rencontrarse con la hinchada de Peñarol!

https://www.facebook.com/manyamivida

Así hablo hoy Pacheco sobre la recuperación de la lesión, se estima que en un mes podrá entrenar normalmente, y también hablo del deseo de rencontrarse con la hinchada de Peñarol!</p>
<p>https://www.facebook.com/manyamivida
Pacheco conto como vivió la recuperación de la lesión, empezó contando: “Los días pasan lentos. Mentiría si dijera lo contrario. Al inicio de la operación estuve un mes y cinco días sentado en un sillón con la pierna para arriba porque no podía apoyarla. Con el paso del tiempo fui avanzando y de a poco pude apoyar la pierna con la ayuda de las muletas”. Asumió que volvió a ver la jugada de la lesión: “Con el tiempo volví a ver la imagen de la lesión. Tenía la necesidad de ver ese momento para cerrar el capítulo. No podía escaparme de lo que pasó, lo tenía que afrontar”. Finalizó: “No sé cuándo estaré para volver. Por ahora avanzo bien y sin inconvenientes. Sueño con reencontrarme con la hinchada de Peñarol”

https://www.facebook.com/manyamivida

Pacheco conto como vivió la recuperación de la lesión, empezó contando: "Los días pasan lentos. Mentiría si dijera lo contrario. Al inicio de la operación estuve un mes y cinco días sentado en un sillón con la pierna para arriba porque no podía apoyarla. Con el paso del tiempo fui avanzando y de a poco pude apoyar la pierna con la ayuda de las muletas". Asumió que volvió a ver la jugada de la lesión: “Con el tiempo volví a ver la imagen de la lesión. Tenía la necesidad de ver ese momento para cerrar el capítulo. No podía escaparme de lo que pasó, lo tenía que afrontar". Finalizó: "No sé cuándo estaré para volver. Por ahora avanzo bien y sin inconvenientes. Sueño con reencontrarme con la hinchada de Peñarol"</p>
<p>https://www.facebook.com/manyamivida

El 9 del momento..y es Uruguayo Tabarez

Deja un comentario

PEÑAROL

Cuando se debate que los delanteros de la selección no la embocan, Juan Manuel Olivera hace de a tres goles en Peñarol

+ Juan José Díaz @diazjuanjose – 18.10.2012
  • ©

    Juan Manuel Olivera hizo los primeros dos goles
En Chile lo bautizaron Golivera. En Universidad de Chile es ídolo. En 2009 el Círculo de Periodistas deportivos del país trasandino lo eligió “Mejor Deportista Extranjero”. También le dicen Flaco, Palote y JM19. Hay para todos los gustos. Como sus goles. En momentos en que los consagrados delanteros de la selección nacional no embocan al arco, su nombre gana adeptos para integrarlo al plantel de Óscar Washington Tabárez.

Es el 9 del momento. En siete fechas disputadas del Apertura, Olivera marcó ocho goles para Peñarol. Hizo cinco en los últimos dos encuentros del aurinegro, frente a Central Español y Cerro Largo.

Con su presencia en la cancha, Jorge Da Silva tiene el gol asegurado. Más allá de los debates de turno, de si puede jugar junto a Marcelo Zalayeta o no, si se complementan o se molestan dentro del campo de juego.

Por ahora, basta apelar a los números. De los 15 goles que suma el aurinegro en el torneo, 11 fueron convertidos por ellos dos. Los gigantes del área. Casi dos metros de estatura cada uno.

Olivera gritó goles y los festejó de lengua afuera en países tan variados como Argentina, México, Chile, Paraguay, Corea del Sur, China, Arabia Saudita y Emiratos Árabes. Una extensa trayectoria que reúne clubes como Danubio, San Lorenzo, Cruz Azul, Universidad de Chile, Suwon, Shaanxi, Libertad, Al-Shabab, Al Wasl y Peñarol.

Fue campeón uruguayo con Danubio en 2004, campeón paraguayo con Libertad y campeón chileno con la Uchi. También vicecampeón de la Copa Libertadores con Peñarol en 2011.

Después de una temporada excepcional en el torneo chileno, la Uchi pagó US$ 500.000 por el 50% de su pase y luego lo transfirió en US$ 3.000.000 al fútbol árabe.

Pero lo extraño es que nunca jugó en la selección nacional. Cuando estaba a punto de cumplir 28 años y comenzaba a coleccionar goles propios en el fútbol chileno, habló en radio Cooperativa de sus ganas de vestir la camiseta celeste: “Yo siempre tengo la ilusión. Lo que más quiere un jugador es poder vestir la camiseta de su país”, pero “soy consciente de que hoy por hoy hay jugadores que están en buen nivel y que cada cuerpo técnico tiene a sus jugadores escogidos”, dijo.

Esta semana, tres años después, repitió conceptos similares en el portal Quenonino: “Uno sabe que está lejos porque el cuerpo técnico tiene sus jugadores que le han rendido y eso es muy respetable. La ilusión siempre uno la tiene. Pero hay muy buenos jugadores por delante de uno en esa posición. Sigo trabajando por si algún día tengo la chances quiero aprovecharla. Trabajaremos para eso pero si no se da voy a ser hincha como siempre”.

Un grupo de hinchas de Peñarol creó recientemente una página en Facebook: “Juan Manuel Olivera a la selección”. Además, el Flaco cayó en la redada de una polémica que se desvaneció rápidamente. Sebastián Abreu era entrevistado en Las Voces del Fútbol y los  oyentes opinaron que Olivera estaba 4 o 5 puntos por encima del Loco y el Loco respondió: “Es un excelente delantero, es goleador, referencia de área, pivotea muy bien, pero humildemente y sin entrar en ningún tipo de polémica, a mi entender la liga brasileña está 8 puntos por encima de la uruguaya”. Luego Abreu aclaró en su web que no quiso decir lo que dijo.

En su momento, cuando la gente, los periodistas y hasta el técnico Mario Saralegui le clamaban a Óscar Tabárez por Antonio Pacheco en la selección, el seleccionador dijo que no era lo mismo jugar en la liga local que en Argentina, Brasil o Europa.

Y Olivera juega acá. Hace goles acá. Y lo marcan los zagueros de acá. ¿Será esa una contra? Para Peñarol es una bendición.

http://www.elobservador.com.uy/noticia/235018/el-9-del-momento/

 

CIFRAS

 

 

31

Años. Olivera nació el 14 de agosto de 1981, en Montevideo.

10

Camisetas. Son las que defendió durante su carrera el delantero. Repitió en Danubio, Universidad de Chile y Peñarol.

8

Goles. Los que marcó hasta el momento en el Apertura, donde fue titular en las siete fechas y acumuló 616 minutos. En su anterior pasaje  por los carboneros actuó en 11 partidos y marcó cinco goles.

Peñarol es un pensamiento

Deja un comentario

LA GRANDEZA DE PEÑAROL TIENE QUE VER CON ASUNTOS QUE TRASCIENDEN LO DEPORTIVO Y SE EMPARENTAN CON EL AZAR Y HASTA CON LO CIENTÍFICO ¿DE QUÉ SE HABLA CUANDO SE DICE QUE SE GANÓ “A LO PEÑAROL”?.

Soy hincha del fútbol que, como técnico, propone Juan Ramón Carrasco y cuando juega NacioMal contra Defensor hincho por NacioMal ya que siento por Defensor un rechazo que no viene al caso explicar (¿cómo se puede ser hincha de un cuadro que se llama Defensor? No “Atacante”, sino Defensor).

Digo todo esto para que, cuando afirmo que Peñarol es el cuadro uruguayo más “grande”, no se me pueda señalar como hincha fanático de los aurinegros. La superioridad de Peñarol tiene que ver con asuntos que van más allá de lo deportivo y se emparentan con el azar y hasta con lo científico ¿De qué se habla cuando se dice que se ganó “a lo Peñarol”?.

Se afirma que los jugadores de Peñarol sienten la camiseta de un modo especial y que eso los ha llevado a ser protagonistas de épicos partidos de fútbol. Yo no creo que el jugador de Peñarol tenga atributos especiales, pero es innegable que el equipo ha participado de acontecimientos que parecen trascender el mero hecho de patear una pelota (el 4 a 2 contra River Plate después de ir perdiendo 2 a 0, el gol del Nando Morena contra el Cobreloa, el increíble triunfo en los descuentos contra el América, y la lista es larga).

Me parece que esas hazañas no tienen tanto que ver con la característica de los jugadores sino con el azar. Y que el azar se empeñe en que ese tipo de triunfos coincida con la camiseta de Peñarol, es un hecho maravilloso que supera la minucia de ganar metiendo y metiendo.

Por otra parte, Peñarol es el nombre con que se conoce al fútbol uruguayo en casi todo el mundo. Basta con hacer un repaso por aquellas películas, canciones o libros en los que se menciona el deporte de esta parte del planeta para comprobar que difícilmente aparezca el nombre de NacioMal pero abunda “el Peñarol”. Hace unos días el conductor argentino Roberto Petinatto dijo que cuando veía la camiseta de Peñarol “sentía como un escalofrío y parecía imposible ganarles”.

El cantautor Jaime Roos –hincha de Defensor- contó que cuando era niño y veía a Peñarol salir por el túnel del estadio sentía algo especial. Esas emociones tienen una explicación casi científica: juntos, el color amarillo y el negro convocan una atención particular al ojo humano. Por eso las señales de tránsito tienen esos colores.

Me hice hincha de Peñarol porque en mi familia lo eran y porque me tocó una época en la que Morena hacía goles de todos los colores. Pero no me resulta difícil explicar por qué sigo eligiendo a ese cuadro de fútbol por sobre el resto más allá de razones emotivas.

Es una cuestión de sentido común pero también de la magia del azar. De los empecinados hechos pero también de un nombre que parece haber sido inventado para que suene mejor cuando se lo grita.

http://www.elobservador.com.uy/historiasminimas/post/423/penarol-es-un-pensamiento/

En Peñarol, Da Silva define si el Lolo es titular

Deja un comentario

Fabián Estoyanoff será evaluado el jueves en Los Aromos para ver si juega de entrada ante Cerro o lo hace desde el banco

El 11 de octubre Gerardo Bassorelli presentará un nuevo libro sobre la historia de Peñarol y sus protagonistas, que se llamará “Héroes de Peñarol”. Entrá a la nota y enterate como participar de la Trivia “Héroes de Peñarol”.
http://www.padreydecano.com/cms/noticias/trivia-heroes-de-penarol/
– 20.09.2012
  • © A. SARTOROTTI

    Fabián Estonayoff ante Liverpool

Peñarol tuvo una jornada demasiado tranquila en Los Aromos en la que no pudo hacer prácticamente nada el miércoles de mañana debido al temporal y el cuerpo técnico decidió suspender la doble jornada pautada, para que retornen esta tarde.

De esa forma, los futbolistas solo estuvieron en el gimnasio y no se pudieron evaluar a los que se encuentran golpeados.

Por lo tanto, el Polilla definirá a partir del jueves si Fabián Estoyanoff será titular o no el domingo contra Cerro. Si bien está claro que el futbolista aún no se encuentra para jugar 90 minutos, no será una determinación menor la que tome el técnico.

Macaluso está afuera
Damián Macaluso presenta una contractura en el cuádriceps de su pierna izquierda y no llegará al partido ante Cerro, al menos, entre los titulares. Eso implica que la zaga sea la misma que enfrentó a Bella Vista, es decir, con Alejandro González, Valdez, Darío y Raguso.

En tanto, también se mantendrá en el medio al juvenil Jim Morrison Varela, por un lado, porque rindió muy bien, y por otro, porque Marcel Novick tampoco llegará para este encuentro ante los de la Villa.

En otro orden, el jueves serán  evaluados Aureliano Torres y Jorge Zambrana, otros dos que están golpeados.

A su vez, Peñarol comunicó que no se venderán entradas el domingo en el Centenario y sí el sábado desde la hora 10 a las 18,  debido a que el partido es considerado de alto riesgo.

http://www.elobservador.com.uy/noticia/232937/en-penarol-da-silva-define-si-el-lolo-es-titular/

Hoy 20 de Setiembre.. Un Nuevo Aniversario del GRAN JEFE.. OBDULIO JACINTO VARELA
Feliz cumple Negro Jefe!
http://www.padreydecano.com/cms/idolos/obdulio-varela/
http://www.youtube.com/watch?v=SiwMKJo0Kv4
Vos sos así, CERRO MUGRIENTO, sos la verguenza de todo el asentamiento
Cuando Cerro fue campeón + Cortitas contra los villeros | Barra Amsterdam | Clausura 2012

http://www.youtube.com

Una inmensa diferencia!!!!!!
Compartan!
Unite en la buenas y en las malas simpre esta con peñarooollll

La FIFA recuerda hoy la conquista Intercontinental de 1961.

1 comentario

 Peñarol es el primer equipo de América que la logró…

Peñarol se mete en la historia grande

(FIFA.com) Miércoles 19 de septiembre de 2012

La temporada de 1960 marcó un hito fundacional en el fútbol sudamericano, ya que ese año comenzó a jugarse lo que hoy se conoce como la Copa Libertadores de América, una de las competencias de clubes más prestigiosas del mundo.

El primer ganador de la entonces llamaba la Copa de Campeones fue el Peñarol, un fiel exponente de la garra charrúa que así comenzó a forjar su fama internacional de equipo copero. El título le permitió al Carbonero disputar la primera edición de la Copa Intercontinental ante el poderoso Real Madrid, que venía de ganar su quinta Copa de Campeones de Europa consecutiva de la mano de Alfredo Di Stefano, Ferenc Puskas y Paco Gento.

“Aquel era un equipazo que supo aguantarnos en Montevideo y nos ganó fácil en Madrid. Eran otros tiempos: tardamos más de 30 horas en llegar a España luego de varias escalas, sin alimentarnos bien, mal dormidos… Dimos muchas ventajas. Era todo nuevo para nosotros”, recuerda a FIFA.com el ex delantero uruguayo Luis Cubilla, uno de los líderes de ese Peñaroljunto al ecuatoriano Alberto Spencer, su inolvidable compañero de ataque, y al zaguero Néstor Gonçalvez.

Tras el 1-5 global con el afamado rival, el presidente del club uruguayo Gastón Güelfi anunció, palabras más, palabra menos: “El año que viene volveremos a ser campeones de América y le ganaremos la Copa a los europeos. Peñarol será campeón del mundo”.

Un día como hoy, pero 51 años atrás, aquella promesa se hacía realidad…

El paso previo a la gloria máxima
En vistas a semejante objetivo, el club realizó importantes incorporaciones a principios de 1961, sobresaliendo las de José Sasía y el peruano Juan Joya, ambos delanteros provenientes de los argentinos Boca Juniors y River Plate. “Ellos le agregaron poder gol al equipo, pese a lo cual no perdió equilibrio. Éramos buenos, pero con ellos fuimos mejores”, explica Cubilla.

Metido en el recuerdo, el hoy entrenador de 72 años evoca con convicción aquella edición de la Libertadores. “Es cierto que participaron sólo ocho equipos, pero todos los partidos fueron bravos. En semifinales eliminamos a Olimpia, subcampeón del año anterior, y la final se la ganamos a Palmeiras, que jugaba realmente bien”, justifica.

Al 1-0 en Montevideo, con gol de Spencer, le siguió el 1-1 en San Pablo, esta vez con tanto de Sasía. Así, Peñarol se ganó por derecho propio una nueva posibilidad de medirse con el mejor de Europa, lo que significaba otro desafío a la medida del gigante uruguayo.

Un oponente de peso
Contra todos los pronósticos, su rival por la Intercontinental no fue ni el Real Madrid ni el también candidato FC Barcelona, verdugo de los Merengues en octavos de final de la competición europea. Aquel Blaugrana de Ladislao Kubala, Luis Suárez y Sándor Kocsis había hincado la rodilla ante el sorprendente Benfica de Portugal, que lo había vencido por 3-2 en Berna.

Al mando del conjunto luso estaba el revolucionario húngaro Béla Gutmann, quien era considerado uno de los precursores del sistema táctico 4-2-4. En sus filas ya asomaba un joven de Mozambique de apenas 17 años llamado Eusebio, pero además contaba con otros grandes talentos como Coluna, José Augusto y Simões, todas figuras de la selección portuguesa que fue tercera en la Copa Mundial de la FIFA Inglaterra 1966™.

“Ellos aparecían como favoritos, y si bien recién despuntaba, enfrentar a Eusebio era como enfrentar ahora a (Lionel) Messi…. Pero antes no podías estudiar a los contrarios y nosotros no éramos un equipo cualquiera”, rememora Cubilla. “Sabíamos a qué jugábamos y queríamos que nos respetaran. Entonces, viajamos al primer partido convencidos de que, humildemente, podíamos dar pelea”.

Gloria carbonera
Cubilla no recuerda detalles puntuales del encuentro de ida, que se jugó en Lisboa el 4 de septiembre y ganó el Benfica 1-0 con tanto de Coluna. Para la revancha, que sucedió 13 días después en Montevideo, Roberto Scarone dispuso que Ernesto Ledesma bajara a jugar de volante para hacerle marca personal al autor del gol, anulando así al armador del Benfica. Ofensivamente, a Peñarol le salieron todas: con dianas de Joya (2), Spencer (2) y Sasía, se impuso por un inolvidable 5-0 y forzó un desempate, ya que no contaba la diferencia de gol.

El tercer partido se disputó el 19 de septiembre, de vuelta en un repleto Estadio Centenario. “Sabíamos que no sería fácil porque ellos ya estaban aclimatados. Hubo pierna fuerte y nos dijimos algunas cosas, pero era normal para aquella época”, narra Cubilla. Peñarol pegó temprano por intermedio de Sasía, pero Eusebio, de penal, marcó su primer gol internacional e igualó el encuentro. Un nuevo tanto de Sasía, sobre el cierre del primer tiempo, le devolvió la ventaja al Carbonero, que ya nunca miró hacia atrás…

“Para nosotros fue una hazaña vencer al Benfica, pero eso no quiere decir que haya sido de casualidad. Aquella fue una victoria merecida de un equipo tocado por la estrella de campeón, que después siguió logrando grandes éxitos. En esa época, para ganar hacía falta jugar bien, pero además tener corazón. Y ese Peñarol lo tenía”, concluye Cubilla.

Older Entries